Genes de bacterias resistentes a los antibióticos se expandieron hasta el Ártico

La OMS cataloga a la resistencia de las superbacterias como una de las mayores amenazas para la salud mundial

Océano Medicina

9.241 kilómetros separan al Ártico de la India y, sin embargo, un estudio realizado en tierras polares registró la presencia en esos predios de genes de superbacterias que habían sido encontradas por primera vez en territorio indio.

La investigación fue desarrollada por un equipo internacional de expertos de las Universidades de Newcastle, York y Kansas y la Academia de Ciencias de China en Xiamen, y fue financiada por el Consejo de Investigación del Medio Ambiente Natural del Reino Unido y otras agencias, quienes registraron el hallazgo en la revista científica especializada Science Direct.

Los resultados de los estudios estuvieron basados en cuarenta muestras de suelo que fueron tomadas en ocho ubicaciones de la región Kongsfjorden de Svalbard, en las que fueron detectados 131 genes de bacterias resistentes a los antibióticos (ARG, por sus siglas en inglés). Entre ellos, se encontraba el gen bla NDM-1, que fue descubierto por primera vez en India y está caracterizado por su inmunidad ante los antibióticos de último recurso.

En un comunicado emitido por la Universidad de Newcastle, el profesor e ingeniero ambiental David Graham, quien formó parte del estudio y es experto con 15 años de investigación en la temática, manifestó su preocupación por la magnitud del hallazgo.

“Las regiones polares se encuentran entre los presuntos ecosistemas prístinos en la Tierra, y proporcionan una plataforma para caracterizar la resistencia de fondo de la era preantibiótica contra la cual podríamos comprender los índices de progresión de la contaminación de AR (…) pero menos de tres años después de la primera detección del gen bla NDM-1 en las aguas superficiales de la India urbana, los encontramos a miles de kilómetros de distancia en un área donde ha habido un impacto humano mínimo”, declaró.

A su juicio, “la invasión de áreas como el Ártico refuerza la rapidez y el alcance de la propagación de la resistencia a los antibióticos, lo que confirma que las soluciones para la RA deben verse en términos globales y no solo locales”.

Para los investigadores, la bla NDM-1 y otros ARG de importancia médica que se encontraron en los suelos árticos posiblemente fueron propagados a través de la materia fecal de las aves migratorias, así como de otros visitantes de la vida silvestre y humanos a la zona, quienes las trasladarían en sus estómagos.

En el comunicado emitido por la Universidad, se precisa que “los genes de resistencia detectados se asociaron con nueve clases principales de antibióticos, que incluyen aminoglucósidos, macrólidos y lactámicos β, que se usan para tratar muchas infecciones. Como ejemplo, se encontró un gen que confiere MDR en la tuberculosis en todos los núcleos, mientras que el bla NDM-1 se detectó en más del 60% de los núcleos del suelo en el estudio”.

El profesor Yongguan (Yong-Guan) Zhu, del Instituto de Medio Ambiente Urbano, Xiamen , quien fue coautor del estudio, precisó: “el suelo es la fuente y el sumidero de la resistencia a los antibióticos. Este estudio revela que incluso en uno de los entornos más prístinos, existe una acumulación de resistencia a los antibióticos del suelo debido al movimiento microbiano global acelerado por los seres humanos, que a su vez tendrá un impacto en la salud humana global “.

La Organización Mundial de la Salud asegura que la resistencia antimicrobiana pone en riesgo “la prevención y el tratamiento efectivos de una gama cada vez mayor de infecciones causadas por bacterias, parásitos, virus y hongos”, por esto, la consideran como “una amenaza cada vez más grave para la salud pública mundial que requiere acciones en todos los sectores gubernamentales y la sociedad”.

De acuerdo con sus registros, “en 2016, 490.000 personas desarrollaron Tuberculosis multirresistente a nivel mundial, y la resistencia a los medicamentos también está empezando a complicar la lucha contra el VIH y la malaria”.

En respuesta a la importancia de la temática, Océano Medicina ha anunciado el lanzamiento de su nuevo curso especializado “Resistencia Microbiana”, que ya se encuentra disponible para su inscripción y cursada en la plataforma de e-learling.

 

Referencias:

 

  • Comprensión de los impulsores de los genes de resistencia a los antibióticos en los ecosistemas de suelos del Alto Ártico. Science Direct. 2019.
  • ‘Superbug gene’ found in one of the most remote places on earth. Newcastle University. 2019.

 

Completá el formulario y descargá el contenido

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

X

Envianos tus datos yReservá tu curso

Complete todos los campos obligatorios y un asesor académico se pondrá en contacto a la brevedad.